La fe como confianza en la misericordia y providencia de Dios. La fe como rescate de tanta rutina y oscuridad. La fe como liberación de tanta esclavitud solapada y tentadora. Y sí, lo único que nos salva es la fe, porque nos pone en camino hacia el amor del Padre, a la salvación del Hijo, hacia la fuerza del Espíritu.
La fe nos salva, vos nos salvás, tu amor, en el que confiamos.La imagen puede contener: una o varias personas y texto

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Post Navigation