«CUANDO LLEGARON A JESÚS, AL VER QUE YA ESTABA MUERTO, NO LE QUEBRARON LAS PIERNAS, SINO QUE UNO DE LOS SOLDADOS LE ATRAVESÓ EL COSTADO CON LA LANZA Y ENSEGUIDA BROTÓ SANGRE Y AGUA» (Pasión según San Juan)

«Deseas conocer el valor de la sangre de Cristo?
Mira de dónde brotó y cuál sea su fuente. Empezó a brotar de la misma cruz y su fuente fue el costado del Señor. Pues muerto ya el Señor, dice el Evangelio, uno de los soldados se acercó con la lanza, le traspasó el costado, y al punto salió agua y sangre: agua, como símbolo del bautismo; sangre, como figura de la eucaristía. El soldado le traspasó el costado, abrió una brecha en el muro del templo santo, y yo encuentro el tesoro escondido y me alegro con la riqueza hallada.
Del costado salió sangre y agua. No quiero, amado oyente, que pases con indiferencia ante tan gran misterio, pues me falta explicarte aún otra interpretación mística. He dicho que esta agua y esta sangre eran símbolos del bautismo y de la eucaristía. Pues bien, con estos dos sacramentos se edifica la Iglesia: cón el agua de la regeneración y con la renovación del Espíritu Santo, es decir, con el bautismo y la eucaristía, que han brotado, ambos, del costado. Del costado de Jesús se formó, pues, la Iglesia.» (San Juan Crisóstomo)

Breve oración para rezar este día:
        SEÑOR JESÚS MI MAESTRO Y AMIGO
        QUIERO APRENDER LA LECCIÓN DE TU CRUZ. AMEN.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Post Navigation