Un testimonio marcado y atravesado por el ejercicio de la caridad está llamado a ponerse al servicio de todos.

Encontramos en nuestras ciudades situaciones que nos exigen pensar cómo manifestar el amor de Cristo de un modo concreto:

  • en las problemáticas de nuestras familias,
  • en la pobreza de tantos hermanos,
  • en la situación de calle de los que no tienen donde vivir.

Como Iglesia, debemos ahondar en una caridad que tenga gestos de humanidad frente a tantos que sufren las injusticias de un mundo atravesado por el individualismo y la indiferencia.

4to Documento de Trabajo
1º Sínodo Arquidiocesano
Evangelización y Catequesis Hoy

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Post Navigation